Sidrerías imprescindibles para una visita a Gijón

Pensar en Asturias es pensar en buena gastronomía, platos contundentes y raciones generosas de recetas tradicionales. Y es también pensar en sidrerías de Gijón. La cercanía del Cantábrico ofrece los pescados y mariscos más frescos, además de una interesante huerta y carnes de animales criados en los pastos más verdes. Es casi imposible comer mal en Asturias, pero la oferta es infinita y resulta complicado decidirse por un sitio. Nosotros os damos varias pistas para saborear Gijón al máximo.

Sidrerías para darse un homenaje en Gijón

La Galana, Plaza Mayor

Para disfrutar de la cocina más tradicional con un toque vanguardista y cuidado. En su carta, delicias como tataki de atún rojo con salsa de soja y espuma de wasabi; ensalada de langostinos confitados y vinagreta de centollo o huevos cremosos, patatas, foie y reducción de Pedro Ximénez. Además, excelentes arroces, pescados y carnes de buey. En barra tambien es posible picotear a base de tapas y cazuelinas (marmitaco, fabada, chorizo a la sidra). Los camareros escancian.

9402441854_145d8468df_b
Carpaccio de atún rojo con aceite de trufa
9399675487_a3272a2846_b
Arroz con pixín, gambón y calamares

El Requexu, Avenida de la Costa 30

Aparte de la carta, hay que prestar atención a su pizarra, donde exponen las especialidades del día. Nosotros tuvimos suerte con una estupenda ventresca a la plancha (con cebolla ligeramente caramelizada y tomate natural) y cazuela de albóndigas de ‘pescao’ de roca y marisco con almejas y alcachofas. Si os gustan los arroces, el de la casa se compone de llámpares, calamar, chipirón y jamón. También pescados de la Rula de Avilés y raciones tan sugerentes como calamar fresco con mayonesa de lima limón o chipirones crujientes con arroz salvaje y trigueros.

9402469582_ae3bb157c1_b
Ventresca a la plancha
9402473916_4fd7fdf799_b
Cazuela de albóndigas de ‘pescao’ de roca y marisco con almejas y alcachofas

Rías Baixas, Poeta Alfonso Camín, 10

Con la mejor oferta vinícola que uno pueda imaginar, Rías Baixas es mucho más que una sidrería en Gijón. Déjate llevar por la sabiduría de Felipe y aprovecha para disfrutar de vinos únicos por copas. Y para comer, dos especialidades: arroz con bugre y pulpo amariscado. Guarda sitio para una tabla de quesos, que cambian cada poco tiempo a su propio antojo y son de una calidad insuperable. ¡Larga vida a Rías Baixas!

thumbnail5
Arroz con bugre
thumbnail
Tabla de quesos

Sidrerías para comer menú del día en Gijón

El Museo, Avenida del Llano, 22

Su menú del día tiene un precio imbatible: 10 euros por primero, segundo, tercero, bebida y postre. También hay una variada carta con carnes y pescados a la parrilla como especialidad. A nosotros nos encantan los mejillones a la marinera y los chipirones fritos de esta sidrería en Gijón.

IMG_4572-scaled
Ensaladilla rusa
IMG_4571-scaled

El Saúco, Valencia, 20

Fundada en 1977 por una pareja de zamoranos, se ha consolidado como un referente entre las sidrerías de Gijón. El cochinillo asado es uno de sus platos estrella y su menú del día, más que recomendable por 10 euros con entrante, primero, segundo, pan, bebida y postre. También ofrece otros menús a base de parrillada de marisco, caldereta de pescados y marisco o arroz con bugre. Y, por encarco, cocido elaborado con garbanzos de Fuentesúco, como no podía ser de otra manera.

IMG_4700-scaled

Su nuevo sistema de escanciado en sala de El Sáuco es de lo más original. Se paga por los ‘culines’ que hayas bebido y no tienes que preocuparte por ensuciar el suelo.

IMG_4709-scaled

Sidrerías para picar algo en Gijón

Sidrería Nueva Ibérica, Río de Oro, 6 y Aguado, 38

Cocina tradicional asturiana en una de las sidrería de Gijón con ambiente familiar y dos localizaciones (una frente al Centro Comercial Los Fresnos y otra junto a la Playa de San Lorenzo). Precios moderados en sus raciones para compartir y, también, menú del día por 10 euros. Dispone de otros menús para compartir, a base de cachopo o chuletón, por ejemplo.

IMG_4725-scaled
Pastel casero de pescado
IMG_4728-scaled
Pollo al ajillo

¿Y para beber?

Sidra, siempre sidra. Las botellas cuestan algo más de 3 euros y os recomendamos que la pidáis con Denominación de Origen.

Restaurantes en Oviedo: dónde comer en la capital de Asturias

1. Casa Fermín (San Francisco, 8)

Sin duda, nuestro favorito entre los restaurantes de Oviedo. Su sorprendente menú degustación por 70 euros y una excelente carta de vinos lo convierten en imprescindible para cualquier amante de la gastronomía. Cuatro generaciones han pasado por una cocina vanguardista que sigue siendo fiel a las tradiciones asturianas y, sobre todo, al producto de temporada. Os mostramos algunos de los platos que más nos gustaron, pero podéis leer el post completo de nuestra experiencia en Casa Fermín aquí.

comer en Oviedo
Taco de salmón ahumado con yogur, aceite de vainilla y germinados, en ‘Casa Fermín’
comer en Oviedo
Vieiras marinadas con guacamole, fruta y vinagreta de frambuesa, en ‘Casa Fermín’
comer en Oviedo
Sopa de tomate con helado de aceite de oliva, en ‘Casa Fermín’

2. Gloria (Cervantes, 24)

El local informal del chef asturiano con más Estrellas Michelin en su haber es una tradicional casa de comidas. En Gloria, Nacho Manzano ha querido proponer platos de toda la vida que le gusta comer fuera de casa. Y lo hace en forma de raciones, medias y tapas, homenajeando a su abuela Gloria. Cremosas croquetas, la suave ensaladilla, originálisimos preñadinos y la fabada son para quitarse el sombrero. Al igual que ‘el pan’, que se sirve en forma de tortos de maíz en otro de los mejores restaurantes de Oviedo. (Precio medio: 30 euros).

comer en Oviedo
Ensaladilla rusa con mayonesa canalla, en ‘Gloria’
comer en Oviedo
Preñadinos con muchísima sorpresa, en ‘Gloria’
comer en Oviedo
Croquetas de jamón, en ‘Gloria’
comer en Oviedo
Fabada asturiana, en ‘Gloria’

3. La Taberna del Zurdo (Cervantes, 27)

Situada justo enfrente de Gloria, cuenta con más de 10 años de andadura. Recetas clásicas en otro de los restaurantes de Oviedo. Croquetas de jamón ibérico o tomates ‘asaos’, anchoas y afuega´l pitu se dan la mano con otras más innovadoras, como dim-sum de gambas, jengibre, verduritas y soja o tempura de calamares en su tinta. El cachopo y el arroz nos resultaron de lo más insulso. (Precio medio: 30 euros).

comer en Oviedo
‘Dim-sum’ de gambas, jengibre, verduritas y soja, en ‘La Taberna del Zurdo’
comer en Oviedo
Tomates asaos, anchoas y afuega´l pitu, en ‘La Taberna del Zurdo’
comer en Oviedo
Croquetas de jamón ibérico, en ‘La Taberna del Zurdo’
comer en Oviedo
Calamares en tempura de tinta, en ‘La Taberna del Zurdo’

4. La calle Gascona

No todo van a ser restaurantes en Oviedo donde comer o cenar a la carta. Gascona es la calle más famosa y gamberrra por el sinfín de sidrerías que alberga. El lugar perfecto para picar algo por poco dinero y con unas cuantas botellas de sidra recién escanciada (alrededor de 3 euros cada una y con tapa de cortesía).

La mayoría de locales cuenta también con terraza donde, si el tiempo acompaña, disfrutar de unos chipirones a la plancha o pulpo a la brasa. Nuestro favorito, al menos para comer una buen chuletón de ternera asturiana a la piedra, es La Pumarada, con 600 gramos de la carne más tierna que uno pueda imaginar para preparar al gusto y por 34 euros.

comer en Oviedo
Chuletón especial de buey asturiano con pimientos, en ‘La Pumarada’
comer en Oviedo
Chipirones a la plancha en la calle Gascona
comer en Oviedo
Pulpo a la brasa en la calle Gascona

¿Conoces la capital asturiana? ¿Nos recomiendas otros restaurantes en Oviedo que no podamos dejar de visitar?

‘Casa Fermín’ (Oviedo)

Entrada a ‘Casa Fermín’

Bien es sabido que resulta casi imposible comer mal en Asturias. Si por algo se caracteriza esta zona del norte de España es por sus generosas raciones y menús del día que pueden consistir hasta en tres platos y postre. Aunque lo más sencillo -y económico- es sentarse en una sidrería y disfrutar de unas cuantas botellas de ‘zumo de manzana’ para regar sabrosas viandas que no suelen superar los 10 euros, como ocurre en la mayoría de locales de la famosa calle de Gascona, si visitáis Oviedo os recomendamos que no dejéis de reservar mesa en ‘Casa Fermín’, uno de los mejores restaurantes -si no el mejor- de la ciudad.

Situado en el número 8 de la calle de San Francisco, a escasos pasos de la Plaza de la Escandalera, ofrece en su carta los mejores productos de temporada, además de un menú degustación por 62 euros que ‘quita el sentido’. Luis Alberto Martínez se encuentra tras los fogones de una cocina tradicional con sabias pinceladas de modernidad a la que acaba de unirse la cuarta generación con su hijo Guillermo. Al frente de la amplia sala, su mujer María Jesús pone la sonrisa y las recomendaciones oportunas para los comensales.

Dicho menú comienza con cuatro pequeños aperitivos en forma de Taco de salmón ahumado con yogur, aceite de vainilla y germinados, Caramelo de morcilla, Croqueta cremosa de jamón y Torto de maíz. Toda una declaración de intenciones para una apuesta de contrastes entre platos ligeros y frescos como la fotogénica Sopa de tomate con helado de aceite de oliva o Vieiras marinadas con guacamole, fruta y vinagreta de frambuesa, frente a una contundente Pasta puntalette con callos de bacalao al pil pilRoastbeef de presa ibérica con chutney de frutas.

Casa Fermín
Aperitivos

Seguir leyendo «‘Casa Fermín’ (Oviedo)»

Hotel Barceló Oviedo Cervantes *****

Ubicado en una antigua casa de principios del siglo XX, completamente restaurada y en pleno centro de la villa, el Hotel Barceló Oviedo Cervantes ha obtenido varios premios por su peculiar diseño. A 7 minutos de la estación de tren, 5 del Centro de Convenciones Princesa Letizia y apenas 200 metros del Teatro Campoamor, es perfecto para recorrer la ciudad sin necesidad de utilizar coche u otro transporte público, así como para desplazarse a pie hasta la zona más canalla de la capital asturiana, la calle Gascona.

Barceló Oviedo Cervantes
Fachada del Barceló Oviedo Cervantes

La decoración es una de las más modernas que hemos visto en un hotel, con cortinillas metálicas que le dan un toque de lo más ‘ochentero’, así como muebles y lámparas muy vanguardistas, pero con gusto. El baño, dividido en zona de lavabos, aseo y gran ducha de hidromasaje, está abierto hacia la habitación, aunque dada la amplitud del mismo no resulta incómodo.

Barceló Oviedo Cervantes
Dormitorio

Seguir leyendo «Hotel Barceló Oviedo Cervantes *****»