Qué ver en Oakland, el ‘Brooklyn de San Francisco’ que bien merece una visita

Los Golden State Warriors y una conocida compañía aérea noruega son responsables de que nuestra curiosidad viajera nos llevara hasta el ‘Robledal’ californiano. Aunque los primeros acaban de trasladar su sede al Chase Center, en el barrio sanfranciscano de Mission Bay, su casa estuvo durante décadas en el Oracle Arena, situado a las afueras de Oakland. Nuestro vuelo Madrid-San Francisco tenía como destino final esta ciudad de más de 400.000 habitantes, a 10 kilómetros de la capital del Golden Gate. Hay mucho que ver en Oakland y en ella decidimos pasar una interesante jornada turística.

Qué hacer en Oakland

1. Tumbarse a la bartola en Jack London Square

El autor de ‘Colmillo Blanco’, nacido en San Francisco en 1876, trabajó durante una época de su vida en los muelles del puerto de Oakland. Y la ciudad ha sabido rendirle homenaje nombrando una de sus mejores zonas en honor al escritor. Jack London Square es uno de los lugares más pintorescos que ver en Oakland, frente al mar y en un barrio histórico. En el centro de la plaza se encuentra una réplica de la cabaña de troncos donde London vivió durante una expedición al desierto en Alaska. Además del USS Potomac, yate presidencial de Roosevelt, acoge agradables restaurantes con terrazas al aire libre con vistas al puerto deportivo. Los domingos, la Jack London Square alberga un mercado de agricultores entre las 9 y las 14.

Jack London Square Oakland California USA

2. Pasear por el Barrio de Temescal

En el moderno vecindario de Temescal fue donde comenzó a formarse el ‘Brooklyn del oeste’. ¿El motivo? Los bajos alquileres hicieron que muchas familias jóvenes decidieran mudarse desde San Francisco al otro lado de la bahía. En poco tiempo, el barrio se revalorizó y, desde entonces, es uno de los sitios de moda que ver en Oakland. Su calle principal, Telegraph Avenue, está salpicada de establecimientos hípster, barberías, restaurantes étnicos, pizzerías y tiendas artesanales. No dejes de probar una auténtica pizza napolitana al horno de leña en Pizzaiolo (5008 Telegraph Avenue). El mercado de agricultores de Temescal se lleva a cabo en Temescal Alley cada domingo de 9 a 13 durante todo el año.

Temescal Oakland California USA

3. Empaparse de cultura en el Oakland Museum of California

La rica herencia cultural de California puede admirarse a través de las atractivas exhibiciones y extensa colección permanente del Museo de Oakland. Ciencias naturales, arte, historia del estado, activismo político y los movimientos de justicia social de la ciudad están fielmente reflejados en uno de los mejores museos que visitar en Oakland. Entre ellos, no podía faltar una mirada al movimiento Black Panther, que durante sus primeros año vigilaba el comportamiento de los agentes del Departamento de Policía y desafiaba la brutalidad policial. Los viernes, de 17 a 21, es posible combinar una visita al museo con food trucks, música en vivo, lecciones de baile o actividades familiares.

4. Descubrir la historia de los Panteras Negras en el African American Museum and Library

Lo que comenzó como una colección privada en 1946 es hoy otro de los imprescindibles que ver en Oakland. El Museo y Biblioteca Afroamericanos comparte las experiencias históricas y culturales de los afroamericanos en el norte de California. Fotografías, manuscritos, cartas, periódico, vídeos… Entre sus más de 160 series se encuentran archivos relacionados con Martin Luther King Jr., Malcolm X o las Panteras Negras.

5. Fotografiar el Fox Theater

Esta antigua sala de cine fue inaugurada en 1928 y en ella se proyectaron películas hasta 1970. Remodelado hace dos décadas, fue diseñado por Weeks and Day, compañía arquitéctonica norteamericana, y su belleza ha hecho que esté incluido en el Registro Nacional de Lugares Históricos. Es conocido como ‘The Bagdad’ por su arquitectura influencia de Oriente Medio.

Fox Theater Oakland California USA

6. Relajarse en el Lago Merritt

Este idílico parque que visitar en Oakland ofrece amplias zonas verdes, frondosos árboles y áreas de pícnic. Un oasis de tranquilidad en pleno corazón de la ciudad, el preferido por lugareños y turistas para relajarse. El Lakeside Park en Lake Merritt cuenta con siete acres de hermosos jardines temáticos, que incluyen jardín de bonsáis, jardín sensorial, jardín comestible y jardín mediterráneo. Dentro de Lakeside Park se encuentra Children’s Fairyland, una atracción con temas de libros de cuentos que es uno de los mejores lugares para visitar en el área para familias con niños pequeños.

7. Abrir el apetito con un cóctel en Cafe Van Kleef

Empezó siendo galería de arte, más tarde una cafetería y, actualmente, uno de los bares más originales que ver en Oakland. Cafe Van Kleef, en 1621 Telegraph Ave, en el animado distrito de Oaksterdam, se ha convertido en el hogar de una variopinta clientela compuesta por bohemios, artistas o turistas como nosotros. Su ambiente de bar de jazz resulta de lo más seductor, y sus cócteles –Greyhounds, elaborados con zumo de uva- realmente adictivos.

Cafe Van Kleef Oakland

8. Reponer fuerzas en Home of Chicken & Waffles

¿Pollo y gofres? Esta extraña combinación triunfa en muchas ciudades de los Estados Unidos. Se cree que su origen se remonta a finales del siglo XIX, cuando los afroamericanos del sur empezaron a emigrar al norte. Según John T. Edge: «Mi teoría es que procede de la época en la que alguien salía por la mañana, retorcía el pescuezo de un pollo y lo freía para desayunar». Nosotros lo probamos en Home of Chicken & Waffles, en Jack London Square, acompañado de un par de cócteles. Ofrecen cerca de 30 variedades (con pechuga, alitas, huevos, pan de maíz, mac&cheese, ensalada de patatas, puré…). ¡Delicioso!

Home of Chicken & Waffles California USA

9. Chabot Space and Science Center

Ubicado en el Parque Regional Redwood, Chabot Space & Science Center cuenta con un planetario de cúpula completa de 241 asientos, exhibiciones interactivas, artefactos espaciales, teatro de pantalla gigante y los únicos telescopios de investigación disponibles para el público con visualización semanal en vivo. La misión de Chabot es inspirar y educar sobre el Universo y el Planeta Tierra. Reabrirá sus puertas en noviembre de 2021 con The Nasa Experience, donde los visitantes podrán descubrir las últimas novedades sobre exploración espacial.

10. Degustar vinos espumosos de California

La mejor manera de esperar el ferri de vuelta a San Francisco es degustando vinos espumosos de California como los que propone Roseblum Cellars. Con una amplísima carta repleta de las variedades autóctonas más típicas -merlot, pinot noir, zinfandel o syrah-, la sparkling wine tasting se nos antojó ideal para una calurosa tarde de verano. Y para acompañar, unas tablas de queso y charcutería. El fin perfecto para esta escapada a Oakland.

Rosebum Cellars wine tasting

¿Cómo ir desde San Francisco a Oakland?

Aunque puedes llegar en BART (Bay Area Rapid Transit) por menos de 5 euros y en media hora, a nosotros nos pareció que el ferri tenía mucho más encanto. Operan todo el año desde la Jack London Square en Oakland hasta San Francisco (muelle 41, Oracle Park, Chase Center, Downtown o South San Francisco). Los billetes cuestan 4,50$ por trayecto.

Ferry to san francisco from oakland

¿Conoces esta ciudad californiana? ¿Nos recomiendas otras cosas que hacer en Oakland?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.