Adentrándonos en el mercado de Tsukiji (Tokyo)

Durante nuestra estancia en Tokyo, le suplicamos a nuestra amiga Mariko que nos acompañara al mercado de Tsukiji. Ella, antigua estudiante en Salamanca y hoy madre de dos infantes muy graciosos, suele realizar este papel de guía especializada con ilustres visitantes extranjeros ya que domina inglés y castellano casi a la perfección, algo raro entre las mujeres niponas.

Nos avisó, cada vez que le preguntamos por el tema, que si no madrugábamos sería imposible acceder a este centro mundial del comercio de pescado para conocerlo en plena ebullición. Sus obligaciones familiares y nuestro cansancio acumulado fueron razones más que justificadas para llegar no tan pronto como hubiéramos deseado, a primera hora de la mañana pero no en plena noche como recomiendan los expertos.

Mercado de Tsukiji
Pincha en la imagen para ver nuestro vídeo
Mercado de Tsukiji
Bonita composición

Y es que las autoridades municipales se han puesto serias ante la avalancha matutina de curiosos occidentales que se agolpan a la entrada de Tsukiji para ver las subastas de atún. O has sacado tu preciada entrada de las poco más de cien que hay disponibles antes de las 5 de la mañana o es casi imposible poner un pie en este descomunal complejo. Los más astutos consiguen acceder de puntillas haciendo buenas migas con algún amable tendero pero, si no madrugas, mejor ni lo intentes. Seguir leyendo “Adentrándonos en el mercado de Tsukiji (Tokyo)”

Capitol Hill Hotel (Washington)

Capitol Hill Hotel
Lobby del Capitol Hill Hotel

Situado en el histórico barrio de Capitol Hill, del que toma su nombre, y a escasas calles del Capitolio, este hotel boutique de tres estrellas es ideal para una escapada de 3 ó 4 días a la capital de Estados Unidos, Washington. Recientemente renovado, ofrece amplias y luminosas habitaciones decoradas en blanco, negro y rojo y equipadas con una pequeña cocina, además de desayuno continental gratuito. ¿El precio? Desde 140 euros, la noche.

Capitol Hill Hotel
Cama

Seguir leyendo “Capitol Hill Hotel (Washington)”

Diccionario básico para pasear por Viena

En esta entrada, trataremos de resumir la infinidad de posibilidades que ofrece al viajero la antigua capital del Imperio austrohúngaro. A partir de este diccionario básico para pasear por Viena mostramos una selección de sugerencias que hemos recopilado tras nuestra reciente visita a una de las ciudades más bellas de Europa.

Viena
Amplias avenidas

Arquitectura: pasear por Viena es pararse en cada esquina para capturar la mejor instantánea, sin pensar que puede ser una de las urbes europeas más fotografiadas por hordas de turistas que, cámara en mano, son capaces de parar el tráfico o colapsar una acera. Amplias avenidas franqueadas por imponentes fachadas en el casco histórico contrastan con antiguos barrios como el judío, que hoy da paso a edificaciones más modernas e igualmente dignas de aparecer en el álbum viajero.

Belvedere
Verja trasera del palacio

Seguir leyendo “Diccionario básico para pasear por Viena”

Un paseo por Chelsea Market (Nueva York)

Una visita a Chelsea Market es obligatoria para cualquier amante de los mercados como nosotros, pero no sólo de los tradicionales donde comprar carnes, pescados y verduras, sino de aquellos en los que la comida ya está preparada y es posible sentarse allí mismo para degustarla. Si en España estos espacios se pusieron de moda hace escasos años, con el madrileño de San Miguel a la cabeza, en ciudades como Nueva York existen desde hace décadas. Aunque hay que reconocer que su valor gastronómico es bastante escaso, resulta un lugar curioso y es perfecto para un corto descanso si estás por el barrio de Chelsea, uno de los más bonitos de la ciudad y con algunas de las viviendas más caras del mundo.

¿Por dónde empezar?

La tienda que más llama la atención, de las más de 50 que componen Chelsea Market, es ‘The Lobster Place’, una de las pocas donde es posible encontrar productos frescos, en este caso, pescados y mariscos expuestos con suma delicadeza y perfectamente identificados por su zona de captura o características especiales. Los reyes del negocio son la langosta de Maine, que se puede adquirir ya cocida y en diferentes tamaños, y el sushi, que venden preparado en pequeñas bandejas o que puede comerse a la barra preparado al momento por expertas manos japonesas a la vista de los clientes.

Chelsea Market
¡Una de langosta!

Seguir leyendo “Un paseo por Chelsea Market (Nueva York)”

10 pistas gastronómicas para saborear Boston

Al ser ciudad portuaria, Boston ofrece una gastronomía variada y marinera que puede encontrarse fácilmente en la carta de la mayoría de restaurantes locales. Olvida la idea -muy española- de que en Estados Unidos sólo se sirven hamburguesas y fast food y abre mente -y cartera- a nuevos sitios como los que te enseñamos en esta deliciosa entrada. Si no te apetece o no puedes permitírtelo, siempre tendrás a mano McDonald’s, Burger King, KFC o Dunkin Donuts para que, en menos de una semana, tu colesterol alcance niveles insospechados. No digas que no te lo advertimos y toma buena de estos 10 lugares para comer en Boston

1. ‘Barking Crab’: en un ambiente de lo más informal y al aire libre, con largas mesas de madera compartidas con otros comensales, y unas maravillosas vistas del puerto, se ubica este restaurante especializado en mariscos y pescados frescos. Degustar una langosta de Maine a la parrilla o unas patas de cangrejo de Alaska debería ser obligatorio para cualquier visitante.

Comer en Boston
Fired grilled lobster, en ‘Barking Crab’
Comer en Boston
Alaskan bairdi legs, en ‘Braking Crab’

Seguir leyendo “10 pistas gastronómicas para saborear Boston”

‘Casa Fermín’ (Oviedo)

Entrada a ‘Casa Fermín’

Bien es sabido que resulta casi imposible comer mal en Asturias. Si por algo se caracteriza esta zona del norte de España es por sus generosas raciones y menús del día que pueden consistir hasta en tres platos y postre. Aunque lo más sencillo -y económico- es sentarse en una sidrería y disfrutar de unas cuantas botellas de ‘zumo de manzana’ para regar sabrosas viandas que no suelen superar los 10 euros, como ocurre en la mayoría de locales de la famosa calle de Gascona, si visitáis Oviedo os recomendamos que no dejéis de reservar mesa en ‘Casa Fermín’, uno de los mejores restaurantes -si no el mejor- de la ciudad.

Situado en el número 8 de la calle de San Francisco, a escasos pasos de la Plaza de la Escandalera, ofrece en su carta los mejores productos de temporada, además de un menú degustación por 62 euros que ‘quita el sentido’. Luis Alberto Martínez se encuentra tras los fogones de una cocina tradicional con sabias pinceladas de modernidad a la que acaba de unirse la cuarta generación con su hijo Guillermo. Al frente de la amplia sala, su mujer María Jesús pone la sonrisa y las recomendaciones oportunas para los comensales.

Dicho menú comienza con cuatro pequeños aperitivos en forma de Taco de salmón ahumado con yogur, aceite de vainilla y germinados, Caramelo de morcilla, Croqueta cremosa de jamón y Torto de maíz. Toda una declaración de intenciones para una apuesta de contrastes entre platos ligeros y frescos como la fotogénica Sopa de tomate con helado de aceite de oliva o Vieiras marinadas con guacamole, fruta y vinagreta de frambuesa, frente a una contundente Pasta puntalette con callos de bacalao al pil pilRoastbeef de presa ibérica con chutney de frutas.

Casa Fermín
Aperitivos

Seguir leyendo “‘Casa Fermín’ (Oviedo)”

Una boda en El Algarve (Portugal)

Let´s cuddle!

Las bodas fuera de España pueden resultar un auténtico fastidio para el bolsillo y si además eres de los que, como yo, no las entiende, se convierten en la excusa perfecta para quejarte antes, durante y después… Dos vuelos con TAP (Madrid-Lisboa, Lisboa-Faro) y un trayecto en coche de una hora con chófer privado fueron necesarios para llegar hasta el lugar elegido por nuestros amigos Cheryl y Manuel para sellar su amor, el hotel Tivoli Carvoeiro. Y allí, una vez que me asomé al balcón de nuestra habitación, dejé de protestar…

Especializados en bodas y banquetes, cuentan con servicio de wedding planner para hacer más sencillos todos los preparativos de ese inolvidable día. La ceremonia se oficia en un mirador con las impresionantes vistas que veis debajo, tras la cual se sirve un pequeño cóctel mientras el sol comienza a caer y los novios e invitados se hacen las fotos de rigor.

Si hay que casarse, mejor que sea con estas vistas

Seguir leyendo “Una boda en El Algarve (Portugal)”

The Windsor Suites (Philadelphia)

Windsor Suites
The Windsor Suites

Situado en pleno downtown de Philadelphia, a la altura de la calle 17, este tres estrellas es uno de los establecimientos con mejor relación calidad-precio que encontramos en nuestra búsqueda de alojamiento en la capital de Pennsylvania. A menos de dos kilómetros de la estación de Amtrak y unos minutos de la de metro de City Hall, The Windsor Suites está a un tiro de piedra de las principales atracciones turísticas de la ciudad, como la Barnes Foundation, la Liberty Bell o el Museo Rodin.

Excelentemente puntuado por sus clientes, no nos decepcionó en absoluto. La amplitud de las habitaciones, en realidad pequeños apartamentos, con cama king size de más de dos metros, escritorio y mesa para comer, además de dos enormes vestidores, lo convierten en un espacio ideal para el descanso. El precio, desde 90 euros en solo alojamiento.

Windsor Suites
Cama king size

Seguir leyendo “The Windsor Suites (Philadelphia)”

Un paseo por Martha´s Vineyard (Massachussets)

Martha´s Vineyard
Martha´s Vineyard

Es uno de los destinos más populares de Nueva Inglaterra, una preciosa isla donde olvidarse del coche y disfrutar de gastronomía, playas, naturaleza o avistamiento de pájaros. Situada en la costa este de los Estados Unidos, al sur de Cape Cod, fue bautizada así hace 300 años, cuando el capitán de un barco ballenero decidió darle el nombre de su hija a los viñedos que crecían en la zona.

Formada por seis localidades: Tisbury, Edgartown, Oak Bluffs, West Tisbury, Chilmark y Aquinnah, conserva cinco faros construidos alrededor de 1800 que le dan un toque de lo más especial. Nosotros descubrimos Oak Bluffs, el denominado ‘pueblo playero’, cuya principal característica son sus casitas de colores que se asemejan a las de galleta, de ahí que se las conozca como ‘casas de jengibre’. Existe la posibilidad de recorrer la isla en autobús durante 2 horas y media por 33 dólares -adultos- y 14, niños, de 9 de la mañana a 4 de la tarde, o hacer tours personalizados, que incluyen faros, granjas, playas o, incluso, las localizaciones de la película ‘Tiburón’, rodada aquí en 1974 y no en California, como muchos creen.

Martha´s Vineyard
Paseo marítimo de Oak Bluffs

Seguir leyendo “Un paseo por Martha´s Vineyard (Massachussets)”

Descubriendo la clase business de Iberia

Poco imaginaba J la sorpresa que le esperaba cuando dijeron su nombre por megafonía en el aeropuerto de Barajas. Como es bastante fatalista, pensó que algo iba mal con su billete, que su solicitud para entrar a Estados Unidos no se había cursado correctamente o que había algún problema con su equipaje. Así que, cuando se presentó pálido frente al mostrador de la puerta de embarque, no esperaba que fuera a escuchar las mágicas palabras pronunciadas por una de las empleadas de Iberia: ‘Va a volar usted en business’.

Ojalá volar fuera siempre así…

He de reconocer que en ese momento me cayó un poco mal… Pensé en la suerte que tenía y que ya podía haber sido yo… Apenas unos segundos después, J le decía a la señorita que si podía elegir prefería que fuese yo quien pasara a ocupar su asiento, pero no le hizo falta insistir ya que mi nombre fue pronunciado un instante después y la misma frase sonó a música celestial en mis oídos: ‘Va a volar usted en business’.

Edredón y neceser

Siempre había soñado con viajar unas filas por delante de la clase turista pero el precio de los billetes, que puede hasta cuatriplicarse, me había echado para atrás como al resto de mortales mileuristas. Si el coste de nuestros dos pasajes a Boston era de algo más de 2.000 euros, en clase business ascendía a 5.413 euros, bastante más del presupuesto fijado para las tres semanas de aventura que teníamos por delante.

Mando para el entretenimiento a bordo

El tan temido overbooking fue el ‘culpable’ de que nos tocara esta lotería. También influyeron otros dos factores: ser de los primeros en hacer el check-in on line y ser titulares de la tarjeta Iberia Plus, tal y como nos explicó nuestra amable azafata que ayudó a convertir el vuelo Madrid-Boston en una experiencia inolvidable.

Heaven, I’m in heaven

Desde el minuto uno, y como no podía ser de otra manera, uno se da cuenta de que volando en business todo son ventajas: tamaño del asiento, espacio para las piernas y bultos extras, enchufes, revistas, almohada mullida, cálido edredón, neceser de cortesía, cava de bienvenida,… ¡Hasta unos minutos de conexión Wi-Fi para escribir un tuit desde el aire!

Entrantes

Otro de los aspectos que estaba deseando conocer era la oferta gastronómica. Desde hace algunos años, el menú de la clase business de Iberia está asesorado por cuatro de los cocineros más reputados de nuestro país: Toño Pérez, Paco Roncero, Dani García y Ramón Freixa, cada uno de ellos galardonado con dos Estrellas de la Guía Michelin.

Bacalao rebozado con salsa vizcaína, patata machacada y judías verdes

El nuestro estaba compuesto de una serie de entrantes: Gazpacho con huevo (marca Alvalle, eso sí), Ventresca de atún con tomate, cebolleta y vinagreta de balsámico al Pedro Ximénez, Ensalada de endivias, berros y pera con queso azul y Queso de cabra Viejo Maestro con uvas. El plato principal, a elegir entre tres -carne, pescado o una opción vegetariana-: Guiso de pollo de corral con cebollitas, boletus y ciruelas; Bacalao rebozado con salsa vizcaína, patata machacada y judías verdesCanelones de tomate, mozzarella y aceitunas con salsa bechamel.

Guiso de pollo de corral con cebollitas, boletus y ciruelas

Cabe destacar la Bodega Business Plus, con un buen puñado de referencias españolas en blancos, tintos y rosados -Rioja, Ribera, Navarra, Rueda-, además de un brut reserva, vinos de aperitivo y otros cuantos dulces, todos ellos comentados en la carta que se entrega junto al menú y con notas de cata de Custodio L. Zamarra, sumiller del restaurante ‘Zalacaín’. No hace falta apuntar que la opción de licores y destilados es totalmente libre durante todo el vuelo.

Helado de nata y piñones caramelizados con perlas de chocolate

A media tarde, por si alguien se ha quedado con hambre, sirven una pequeña merienda con pan caliente, embutidos ibéricos, queso manchego y tomate natural, además de fruta fresca.

Merienda

Si hemos de poner una pega a este vuelo es que, en vez de las ocho previstas, durara siete horas y veinte minutos, lo que nos ‘robó’ cuarenta de disfrutar del mejor trayecto de toda nuestra vida. Ahora sólo queda soñar con que, algún día, vuelva a repetirse esta tremenda suerte o, en su defecto, nos toque la lotería para volar así el resto de nuestra vida viajera. ¡Muchas gracias por todo, Iberia!

Hotel Barceló Oviedo Cervantes *****

Ubicado en una antigua casa de principios del siglo XX, completamente restaurada y en pleno centro de la villa, el Hotel Barceló Oviedo Cervantes ha obtenido varios premios por su peculiar diseño. A 7 minutos de la estación de tren, 5 del Centro de Convenciones Princesa Letizia y apenas 200 metros del Teatro Campoamor, es perfecto para recorrer la ciudad sin necesidad de utilizar coche u otro transporte público, así como para desplazarse a pie hasta la zona más canalla de la capital asturiana, la calle Gascona.

Barceló Oviedo Cervantes
Fachada del Barceló Oviedo Cervantes

La decoración es una de las más modernas que hemos visto en un hotel, con cortinillas metálicas que le dan un toque de lo más ‘ochentero’, así como muebles y lámparas muy vanguardistas, pero con gusto. El baño, dividido en zona de lavabos, aseo y gran ducha de hidromasaje, está abierto hacia la habitación, aunque dada la amplitud del mismo no resulta incómodo.

Barceló Oviedo Cervantes
Dormitorio

Seguir leyendo “Hotel Barceló Oviedo Cervantes *****”

Cómo ir desde el aeropuerto de Logan al centro de Boston

El aeropuerto de Boston, cuyo nombre completo es Aeropuerto Internacional General Edward Lawrence Logan, es uno de los más importantes del mundo y uno de los 20 con mayor tráfico de los Estados Unidos. Con cerca de 30 millones de pasajeros al año, y ubicado a tan sólo 7 kilómetros del centro, moverse desde Logan hasta las zonas más turísticas de la capital de Massachusetts es bastante sencillo. Aquí te explicamos las posibles maneras.

Logan Express

El servicio más rápido y cómodo, ya que no hace paradas y tan sólo tarda 20 minutos. Sale de las terminales A, B, C y E para llegar a Copley Square y Hynes Convention Center, en pleno corazón de la ciudad. El precio es de 5 dólares por trayecto y no se puede pagar en metálico, por lo que deberás hacerlo con tarjeta de crédito o acceder gratuitamente enseñando la Charlie Card (que te enseñaremos cómo conseguir en un próximo post sobre transporte público). Opera desde la 6 de la mañana a las 10 de la noche y también realiza este trayecto en sentido inverso, hacia el aeropuerto, de 5 de la mañana a 9 de la noche.

Metro

Hay dos líneas que unen Logan con el centro de Boston: la Silver -que conecta con la línea Roja y los trenes de Cercanías (Commuter Rail) de South Station y es gratuita- y la Blue, que hace lo propio con las líneas Verde y Naranja, así como los trenes de Cercanías de North Station, y cuesta 2,65 dólares.

Logan
Plano del metro de Boston

Barco

Los taxis acuáticos pueden ser la forma más original de llegar a Boston desde Logan o viceversa, ¡y en tan sólo 8 minutos! Por 12 dólares el trayecto -20 dólares ida y vuelta- te plantarás en Rowes Wharf al más puro estilo pirata con la compañía de igual nombre. Busca el autobús número 66 a la salida de la recogida de equipajes de cada terminal y te llevará gratuitamente hasta el embarcadero del Aeropuerto de Logan. Seguir leyendo “Cómo ir desde el aeropuerto de Logan al centro de Boston”

Un brunch en Nueva York con las mejores vistas

A estas alturas de la película no queda casi nadie sin saber qué es un brunch, ese híbrido entre desayuno y almuerzo que suele hacerse los domingos en muchas ciudades de Estados Unidos y que los españoles hemos acabado adoptando como costumbre propia. Recuerdo cuando tomé mi primer brunch en Nueva York. Entonces era una fan total de ‘Sex and the city’ y elegí uno de los locales a los que iban las chicas de moda para poner a caldo a los hombres mientras comían huevos Benedictine y bebían Bellinis.

Esta vez quise que fuera algo realmente especial y elegí la azotea del 230 Fifth, ya que había leído en una revista que las vistas desde su terraza eran las mejores de la Gran Manzana. Y vaya si lo son…

Brunch en Nueva York
Vistas desde la azotea del 230 Fifth en Nueva York

La oferta gastronómica que ofrece por 29 dólares/persona (15 en el caso de los niños) es un bufet libre de platos fríos y calientes, además de una isleta donde se preparan tortillas al instante con los ingredientes que uno elija.

Huevos, beicon, pollo, sándwiches, hamburguesas, hot dogs, pasta, ensaladas, bagelsfrench toasts, tortitas, gofres, fruta fresca,… Todo lo que uno pueda imaginar y más para degustar ininterrumpidamente desde las 10 de la mañana a las 4 de la tarde, como si de una tarifa plana se tratara. Está claro que si eres de los que les gusta comer, este lugar te resultará uno de los más económicos en Manhattan.

Brunch en Nueva York
Bufet al aire libre

Seguir leyendo “Un brunch en Nueva York con las mejores vistas”

Un paseo por Marrakech (Marruecos)

Marrakech
Vendedor de agua en Marrakech

Marrakech es, junto a Rabat, Fez y Mequinez, una de las cuatro ciudades imperiales de Marruecos. Con algo más de millón y medio de habitantes, y situada al pie del Atlas, su atractivo turístico la hace más que recomendable para una visita de dos o tres días. Al no ser demasiado extensa y concentrar los lugares más típicos, es ideal para recorrer a pie. Aquí te mostramos nuestras paradas favoritas:

El Jardín Majorelle. Situado en la Rue Yves Saint Laurent, es una de las principales atracciones del país africano. Fue diseñado por el pintor francés Jacques Majorelle y recuperado en los ochenta por el modisto Yves Saint-Laurent y su pareja, Pierre Bergé. Esconde centenares de especies botánicas, da cobijo a pájaros desconocidos en otras latitudes y alberga un museo de arte bereber repleto de abalorios, ropajes, cerámicas, textiles y bocetos hechos por su fundador.

Marrakech
El Jardín Majorelle

Seguir leyendo “Un paseo por Marrakech (Marruecos)”

Cómo moverse en transporte público por Viena

La capital de Austria se levanta en pleno corazón de la Vieja Europa, allí donde el Danubio casi se planta a los pies de los Alpes. El área metropolitana alberga a más de 2 millones de vieneses, la misma población que esta urbe tenía hace un siglo, pero hoy con un sistema de transporte limpio, puntual y con buena relación calidad/precio a lo largo de sus 937 kilómetros de expansión. En tren, bus, metro, tranvía, barco, coche, moto, bici, carruaje o a pie, te contamos las diferentes formas de moverse en transporte público en Viena.

Transporte público en Viena
En 16 minutos del aeropuerto al centro de Viena

City Airport Train: la mejor manera para llegar desde el aeropuerto al centro en poco más de 15 minutos y por cerca de 20 euros si se compra ida y vuelta. La estación de llegada es Wien Mitte/Landstrabe, a 10 minutos andando de Stephansplatz, y conectada con la red de trenes, cercanías y metro (líneas 3 y 4). Desde el aeropuerto, el primer servicio comienza a las 6:06 y el último, a las 23:36; para el trayecto inverso 5:36 y 23:06, respectivamente. Los trenes no esperan, tienen una frecuencia de 30 minutos y piden el billete una vez sentados. 

Transporte público en Viena
La Vienna Card es la mejor opción

Seguir leyendo “Cómo moverse en transporte público por Viena”

14 cosas que me enamoraron (locamente) de Grecia

1. La Acrópolis de Atenas. Uno de los símbolos de Grecia y la primera imagen que asocio a su capital, de ahí que le tenga especial cariño. Situada sobre una cima a 156 metros sobre el nivel de mar, divisable desde casi cualquier parte de la ciudad, es habitual encontrar alguna o varias de sus partes con grúas, ya que el tiempo ha hecho mella y está casi destrozada. Fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1987 y el precio de la entrada es de 12 euros. El museo de la Acrópolis, frente a ella, y reinaugurado en 2009, bien merece una visita.

Grecia
Fachada del Partenón

2. Las vistas desde la Colina Licabeto. La Colina de los Lobos debe su nombre a la gran cantidad de estos animales que la habitaban en la antigüedad. Situada en el barrio de Kolonaki, y con 278 metros de altura, desde ella pueden contemplarse las vistas más bellas de Atenas. Para acceder, lo más recomendable es coger el funicular aunque también se puede llegar a pie o en taxi. La mejor hora del día es al atardecer.

Grecia
Vistas desde la Colina Licabeto

3. Naxos. No soy la única que se enamoró de Naxos. Seguir leyendo “14 cosas que me enamoraron (locamente) de Grecia”

Ventajas de la Brussels Card, tarjeta turística de Bruselas

¿Qué ofrece la Brussels Card?

– Acceso gratuito a la mayoría de museos de la ciudad.

– Viajes ilimitados en metro, autobús y tranvía.

– Descuentos de hasta un 70% en muchas atracciones turísticas, tiendas y restaurantes.

¿Cuánto cuesta la Brussels Card? (Precios 2017)

24 horas: 24 euros

48 euros: 32 euros

72 horas: 39 euros

¿Dónde comprar la Brussels Card?

Aunque la manera más sencilla es hacerlo a través de su web, también puede adquirirse en diferentes sitios de Bruselas, como la Oficina de Turismo situada en la Grand Place, Mont des Arts y algunos de los museos participantes, como el de Ciencias Naturales, Instrumentos Musicales, Cómic o Automóvil.

Brussels Card
Galeries Royales Hubert

Seguir leyendo “Ventajas de la Brussels Card, tarjeta turística de Bruselas”

Fleming’s Deluxe Hotel (Viena)

Ocupando los números 10 y 12 de la empinada Josefstädter Straße de Viena se encuentra Fleming’s Deluxe Hotel, el establecimiento elegido por Geli, mi madre, para celebrar en familia su reciente jubilación. Céntrico, muy bien conectado con las líneas de metro y tranvía, es perfecto también para ir andando a la Ópera o al Parlamento de esta capital austriaca.

Fleming's Deluxe Hotel
Dos líneas de tranvía justo a la entrada del hotel
Fleming's Deluxe Hotel
Tres manzanas de bienvenida y golosinas sobre la almohada

Seguir leyendo “Fleming’s Deluxe Hotel (Viena)”

Kua ‘Aina, las hamburguesas preferidas de Obama

A veces, cuando los planes no salen como a Hannibal Smith le gustaría, hay que tomarse las cosas con calma, respirar profundamente e intentar sacar lo mejor de esa situación gracias a Kua ‘Aina. Algo parecido fue lo que nos pasó el último día de nuestra estancia en Japón. Habíamos decidido dejar para entonces la visita a la Tokyo Sky Tree, así que cuando nos plantamos allí a eso del mediodía con la intención de comprar la entrada y vimos que el tiempo estimado de espera era de más de dos horas, nos dimos cuenta de que fue un error no haberlas reservado por Internet o no haber acudido antes para contemplar las que dicen son más espectaculares vistas de la ciudad.

Junto a la imponente torre, al menos vista desde su base, se levanta un centro comercial con numerosas tiendas y restaurantes, la mayoría de ellos repletos a la hora de la comida. Cuando parecía que no íbamos a poder llevar a cabo la visita y, encima, quedarnos con hambre apareció Kua ‘Aina, aunque ¿comernos una hamburguesa en nuestro último día en el país nipón? No era lo que habíamos pensado, pero cualquiera de los otros establecimientos estaba lleno y parecía que no quedaba otra opción. Entramos un poco desconfiados, ya que nunca habíamos oído hablar de esta marca y, de repente, una fotografía de Barack Obama en la que parecía una sucursal captó nuestra atención. “Pues si Obama las ha probado habrá que darle una oportunidad”, pensamos…

Kua 'Aina
¿Bailamos?
Kua 'Aina
Barack Obama, ilustre cliente de Kua ‘Aina

Seguir leyendo “Kua ‘Aina, las hamburguesas preferidas de Obama”

Un paseo por Takayama (Japón)

Con menos de 100.000 habitantes y ubicada en plenos Alpes Japoneses, Takayama se convirtió en un remanso de paz después de visitar algunas de las urbes más pobladas de Japón, como Tokyo u Osaka. Tras un agradable viaje en tren desde ésta última, hicimos una parada técnica en Nagoya para cambiar un ultramoderno shinkansen por el encantador Limited Express Wide View Hida –que os mostramos en el siguiente vídeo– en el que es posible girar los asientos hacia la ventanilla para poder contemplar los inolvidables paisajes que atraviesa durante su recorrido de 2 horas y media hasta Takayama, una ciudad que puede visitarse a pie y en 24 ó 48 horas. Aquí te damos algunas ideas para aprovechar tu tiempo:

1. Comprar fruta en Miyagawa Morning Market. Es la visita ideal para comenzar la jornada, ya que abre a diario de 6 a 12 de la mañana, de abril a octubre, y de 7 a 12 el resto del año. Verduras frescas, leche y otros productos de alimentación, artesanía local o recuerdos de la zona, a precios más que razonables. La mayoría de las tenderas, que suelen ser mujeres de granjeros, habla el dialecto de Hida, denominado ‘kakasa’.

Takayama
Verduras en Miyagawa Morning Market

2. Hacerse con un sarubobo. Estos muñecos rojos con forma humana son tradicionales de la ciudad. Antiguamente eran elaborados por las abuelas como juguete para sus nietos y amuleto para el buen matrimonio de sus hijas, ya que -dicen- sirve como protección contra cosas negativas, un hogar feliz con tu pareja, así como parir sin ningún tipo de problema. Seguir leyendo “Un paseo por Takayama (Japón)”

Una tarde de domingo en El Saler (Valencia)

A tan sólo media hora del centro de Valencia, y sin necesidad de coger coche, podemos disfrutar de una de las playas más bellas y cuidadas del Mediterráneo, la del Saler, y un restaurante de ensueño, ‘Arrocería Duna’. Ubicada en pleno Parque de la Albufera, El Saler -que en valenciano quiere decir ‘la salina’- hace referencia a la que fuera principal actividad económica de la zona hasta el siglo XX, la extracción de sal, más concretamente a las barracas situadas donde actualmente se encuentra el pueblo y en las que ésta se almacenaba.

El autobús número 190, o en su defecto cualquiera de color amarillo que pare en la Plaza Cánovas del Castillo, un poco después de la marquesina (está bastante mal señalizado), te dejará en el centro de El Saler, muy cerca del embarcadero, desde el que puede cogerse algún barquito para hacer una pequeña excursión por el canal.

Arrocería Duna
Embarcadero de El Saler

Tras un agradable paseo de cerca de 20 minutos, se llega a la zona de playa. El día de nuestra visita, un domingo de mediados de abril y Semana Santa, con un esplendoroso sol, estaba repleto de lugareños que habían decidido pasar allí la jornada bien provistos de víveres, mesas y sillas de camping. El sitio es perfecto para alejarse del mundanal ruido, relajarse y disfrutar de la naturaleza. A nosotros nos pareció perfecto si, además, viajas con niños o eres aficionado a la bicicleta, ya que apenas hay presencia de coches.

Arrocería Duna
Acceso a la Playa de El Saler

Seguir leyendo “Una tarde de domingo en El Saler (Valencia)”

Un día entero pateando las calles de San Francisco

En esta breve entrada, os proponemos un recorrido de un día entero pateando las calles de San Francisco si estáis de paso o disponéis de poco tiempo libre: desayuno, comida, y cena incluidos.

Calles de San Francisco
El famoso tranvía por las empinadas calles

De 08:00 a 11:00 Desayunamos en el mítico ‘Lori’s Diner’ para empezar la ruta por Theatre District, dirigirnos hacia Union Square, continuar por Financial District y hacer la primera parada en el muelle número uno del Embarcadero, cuyas instalaciones albergan un interesante mercado de frutas y verduras.

Llegando a los primeros muelles del Embarcadero

Seguir leyendo “Un día entero pateando las calles de San Francisco”

Un paseo por Florencia (Italia)

Florencia, considerada una de las cunas mundiales del arte y la arquitectura, y cuyo centro histórico fue declarado Patrimonio de la Humanidad en 1982, es una de las ciudades más bellas del Mediterráneo. Situada a escasa distancia de Roma en tren, tan sólo una hora y media, es perfecta para conocer en un fin de semana o 72 horas, ya que puede recorrerse a pie con facilidad. Aquí te damos algunos tips para conocerla y los precios de cada uno de ellos para que calcules tu presupuesto.

Florencia
Ponte Vecchio

1. Ponte Vecchio. Gratuito. Su nombre significa Puente Viejo y es el puente construido totalmente en piedra más antiguo de Europa. Una orden expresa de Hitler hizo que no fuera destruido durante la Segunda Guerra Mundial y fue citado por Dante en su novela más famosa, ‘La Divina Comedia’. Otro lugar donde los enamorados han comenzado a dejar candados…

Florencia
La Puerta del Paraíso

Seguir leyendo “Un paseo por Florencia (Italia)”