Manneken Pis

El Manneken Pis disfrazado de piloto de Formula Uno

Museos, arquitectura, gastronomía,… Bruselas es una ciudad perfecta para una escapada de fin de semana y, el Manneken Pis, uno de sus símbolos más representativos. Ubicada a escasos metros de la Grand Place, esta pequeña y sorprendente figura guarda alguna que otra curiosidad que te contamos a continuación.

– Mide unos 60 centímetros y pesa 17 kilos.

– Fue creada en el siglo XV por Jérôme Duquesnoy.

– Son muchas las leyendas en torno a su origen, todas ellas igual de increíbles, y siendo una de las más llamativas la que cuenta que en el siglo XIV las tropas enemigas colocaron cargas explosivas en las murallas de la ciudad y un niño, al enterarse, orinó sobre las mechas, salvando así a la ciudad.

– Intentaron robarla muchas veces hasta que, finalmente, se hicieron con ella, por lo que se colocó una copia en su lugar que se mantiene a día de hoy.

– Tiene su propio museo, en el Museo de la Ciudad donde, además de la figura original, se guardan los más de 800 trajes con los que se le suele disfrazar, como el de piloto de Formula Uno, que coincide con la celebración del Gran Premio de Bélgica en el circuito de Spa y que podéis ver en la foto superior, u otros tan curiosos como torero, rapero o uno de Elvis Presley.

– Muestra su lado más solidario apoyando eventos como el Día Internacional de la Leche, para lo que se vistió de pastor del Sahel y vertió leche a la fuente con el fin de sensibilizar de la importancia que tiene este alimento en África, o de preso para exigir la liberación de pacifistas en el mundo.

– Con motivo del centenario del Real Madrid se disfrazó de ‘merengue’ y orinó 24 litros de vino tinto de Valdepeñas…

– En 1809, durante una de las fiestas que celebran en la ciudad, la estatua miccionó vino y cerveza lambic.

– En 2013, una pastelera belga elaboró una réplica de dos metros realizada con 1.000 kilos de chocolate, que se expuso en el museo dedicado a esta delicia en Brujas.

– Tiene una versión femenina, aunque mucho menos conocida, Jeanneke Pis, y una animal, que representa a un perro haciendo lo propio en una de las calles de Bruselas.

Manneken Pis

Réplicas en chocolate del Manneken Pis

2 Responses

  1. ¡Hola chicos! Cada ciudad busca, o encuentra, parte de su identidad de la forma más insospechada, incluso por accidente, como nos ha ocurrido aquí con Puppy, una instalación temporal que se ha convertido en definitiva y marca distintiva.
    El caso del Maneken también es curioso; hay cientos de esculturas prácticamente iguales repartidas por toda Europa, y sin embargo, esta es la única con un valor añadido increíble. ¡Misterios!
    Saludos!

Deja un Comentario

Deja un comentario

Uso de cookies

Nuestro blog también se alimenta de cookies, si continuas navegando aceptas nuestra política al respecto, pincha el enlace para mayor información.Leer más

ACEPTAR
Aviso de cookies