Espeto time!

A finales de octubre, cuando el frío ya se ha instalado definitivamente en algunas ciudades como Madrid, la idea de poder comer en una terraza al sol malagueño puede parecer una locura, pero con un poco de suerte, y un corto viaje en AVE, es posible. Nosotros la tuvimos y disfrutamos de un almuerzo en ‘mangas de camisa’ en la Playa de Pedregalejos, un antiguo barrio de pescadores al Este de la ciudad.

En su paseo marítimo se encuentra el restaurante de Andrés Maricuchi, especializado en pescados y mariscos frescos y, como no, uno de los atractivos de la zona, los espetos. Para los que no sepáis qué son -yo lo descubrí hace pocos años- se trata de pescado clavado (espetado) en un palo y asado a la brasa. Es típico que esta tarea se realice en una barca a pie de playa y, en este caso, enfrente de los comensales.

Andrés Maricuchi (Málaga)

Lo que vais a ver a continuación son los platos que probamos, productos muy frescos y cocinados sin florituras, auténtica cocina malagueña.

Tomate aliñado

Espeto de sardinas

Almejas de Málaga a la marinera

Salmonetes

Blanco D.O. Sierras de Málaga

Excelente comida, inmejorable ubicación, buena atención y, todo ello, frente al mar. ¿Qué más se puede pedir?

6 Responses

  1. Comimos allí este veranito y aún estando a tope salimos muy contentos.La fritura en su punto y los espetos son deliciosos. Las sardinas frescas, frescas. Repetiremos este veranito si volvemos a Málaga.

Deja un Comentario

Deja un comentario

Uso de cookies

Nuestro blog también se alimenta de cookies, si continuas navegando aceptas nuestra política al respecto, pincha el enlace para mayor información.Leer más

ACEPTAR
Aviso de cookies